Blog

En España y otros países europeos es obligatoria la traducción de documentos sobre construcción de máquinas que se van a vender en el Espacio Económico Europeo, Suiza y Turquía. Por lo tanto, en el manual deberá aparecer el idioma del país de origen (incluido, si fuera caso, el euskera) y las lenguas oficiales de los países donde se vayan a comercializar.
Las relacionas nacionales e internacionales en el ámbito de la empresa se han extendido y normalizado gracias la digitalización. Los centros financieros más importantes de Europa, como Ámsterdam o Frankfurt, colaboran con organizaciones e inversores de todo el mundo y están acostumbrados a traducir contratos o documentos a otros idiomas. Por eso, para reducir las barreras idiomáticas, se utilizan traductores financieros especializados.
La traducción de videojuegos permite su comercialización en todo el mundo. A esto se le conoce como “traducción y localización”, ya que no solo hay que traducir el idioma del mercado en el que se va a vender, sino que, además, es necesario adaptarlo al lenguaje y expresiones propias del país y su público. Una labor nada fácil.  
El euskera está considerado como uno de los idiomas más antiguos de Europa y también uno de los más complejos ya que sus raíces no son comunes a ninguna otra lengua conocida. Es por eso que las traducciones y servicios lingüísticos en euskera son tan necesarios.  
La traducción de contratos es una tarea que solo deben realizar expertos en la materia. Por lo tanto, es importante contar con profesionales con experiencia y conocimientos suficientes. Estos tienen la capacidad de realizar una traducción fiel y segura de este tipo de documentos tan complejos y delicados. Y en estas cosas es mejor no jugársela.